A Fonsagrada fue el primer municipio de España en ver la TDT, pero ahora …

En el año 2008, los periódicos se llenaban de titulares en los que A Fonsagrada celebraba ser el primer municipio de España en implantar el TDT. Lo que en aquella época fue un motivo de júbilo, está lejos de ser realidad. Ahora, diez años después, son muchas las casas del municipio donde no se puede ver la televisión. Interferencias, cortes y pantallas en negro forman parte del día a día de los fonsagradinos, que han notado cómo la situación ha empeorado desde principios de verano.

A Fonsagrada fue pionera en TDT por dos motivos. En primer lugar, por una razón de justicia relacionada con su tradicional aislamiento y, en segundo lugar, la orografía de A Fonsagrada, un municipio con más de 438 kilómetros cuadrados de superficie y más de 200 núcleos de población. Su carácter disperso y montañoso lo convertían en un gran desafío para el TDT. A Fonsagrada se convirtió en el banco de pruebas perfecto porque todo lo que se podía hacer allí era extensible al resto de Galicia.



En aquella época, los vecinos recibieron de forma gratuita 2.000 receptores por valor de 300.000 euros para que la señal de televisión en sus hogares fuera de la máxima calidad posible. En ese momento, el municipio llegó a contar con una cobertura del 90 % y el principal objetivo era llegar al 98 %. En el 2008 se respiraba esperanza ante la que supuestamente sería la televisión del futuro.

Diez años después

«La televisión se ve regular», asegura José Ángel Fernández, teniente alcalde del municipio en el que hay varios núcleos de población y parroquias como San Pedro do Río donde «practicamente no ven la televisión dende o mes de maio», sostiene. Otro de las zonas afectadas es Xegunde, de la parroquia de Vilabol de Suarna, donde solamente ven algunos canales. Aunque con el mal tiempo tiende a fallar más, lo cierto es que «en invierno falla, en primavera falla, en otoño falla y en verano falla», confirma el teniente alcalde.



Desde el Concello afirman que la situación se ha agravado en los últimos meses, concretamente desde mayo, debido a un repetidor averiado, por lo que «hemos hecho reclamaciones a Retegal y a la Oficina Técnica de TDT de Galicia, y estamos a expensas de que nos solucionen el problema», mantiene José Ángel Fernández, que recibe constantemente quejas y llamadas de los vecinos.

Fuente: lavozdegalicia

 

Sé el primero en comentar

Deja un comentario