La televisión conectada a Internet, cada vez más utilizada

Las televisiones inteligentes se han convertido por primera vez en la principal forma de ver televisión conectada, siendo utilizada por un 54 por ciento de usuarios, un 20 por ciento más que en 2013.

Sin embargo, la televisión en consola ha sufrido un descenso del 30 por ciento respecto al año anterior. La investigación sostiene que se mantiene la penetración de la televisión con PC (29%), de la TDT híbrida (14%), o de dispositivos como Google o Apple TV, que apenas suponen el 6 por ciento.

Los datos son facilitados por IAB Spain, que recientemente presentó el II Estudio Anual de TV conectada y Video Online, realizado junto a VIKO y Smartclip, que analiza las tendencias y la evolución de ambos sectores.

Respecto al perfil de usuario, 4,5 millones de españoles tienen una Smart TV, aunque la mitad no la conecta a Internet. Según estos datos, el usuario de televisión conectada es el que consume más televisión tradicional, hace un uso más social de la misma y la ve más frecuentemente a lo largo del día.

internet

La televisión conectada se usa principalmente para ver programas que no se han podido ver en TV tradicional (73%), mientras que esta última se asocia cada vez más al directo (45%).

Según se muestra en el estudio, el 30 por ciento de los usuarios ha dejado de ver por completo en televisión tradicional los programas que puede ver en televisión conectada. Por tanto, uno de cada cuatro usuarios ha declarado ver menos televisión tradicional desde que posee una conectada.

Consumo de vídeo online

En cuanto al consumo del vídeo online, la investigación ha llegado a la conclusión de que se realiza en múltiples dispositivos. Los datos revelan que ha aumentado la penetración en televisión conectada en un 24 por ciento, un 18 por ciento en ‘smartphones’ y un 12 por ciento en tablets, aunque, sin duda, el dispositivo dominante continúa siendo el PC con un 82 por ciento.

En el tipo de contenido de vídeo, IAB Spain ha observado una tendencia alcista del cine, la TV a la carta, la música y los programas exclusivos de Internet, mientras que desciende el consumo de series nacionales.

Respecto a la interactividad, el estudio asegura que ha subido en un 20 por ciento el consumo de vídeo online en las webs que alojan el contenido, mientras que ha bajado un 5 por ciento en las redes sociales. Además, han desvelado que el cine (89%), las series (70%) y los deportes (69%), son los principales contenidos por los que se paga en Internet.


Se el primero en comentar

Deja un comentario